Instalación de Virgen del Carmen

El pasado 17 de enero, en el marco de la visita del Papa Francisco a Chile, la comuna de Lo Barnechea celebró la donación de la escultura de la Virgen del Carmen, un nuevo punto de reunión que destacará en los espacios públicos de la comuna. Esta vez, el foco de atención fue el Cerro 18, donde se instaló la solemne figura.

Este es el resultado de alrededor de cinco años de gestión para situar la imagen, que comenzó de parte de los vecinos. Tal como contó el alcalde de Lo Barnechea, Felipe Guevara Stephens, fueron ellos mismos quienes comenzaron a reunir donaciones para poder construir la imagen, en el año 2013.

La escultura de la Virgen del Carmen que se tuvo como resultado mide 22 metros de altura, completamente de color blanco. Esta fue posicionada a un costado de la entrada del ascensor del Cerro 18. Durante una semana, diversos actores trabajaron para movilizar la pieza a la altura, cerrando en el acto un ciclo.

“Nuestra Virgen del Carmen ya está instalada en el #Cerro18. Bienvenida a Lo Barnechea”, fueron las palabras que twitteó Felipe Guevara, quien fue registrando y compartiendo a través de las redes sociales oficiales dicho suceso.

Las áreas verdes, su conservación e intervención urbana son clave para el alcalde de Lo Barnechea, y para el municipio. Si bien esta instalación considera un elemento religioso de por medio, lo que puede no representar a toda la comuna, pero sí nació desde la misma comunidad.

El evento coincide con la celebración de los 25 años del Cerro 18, que es insigne en la comuna. Aquí, se realizan diversas actividades y se potencia la vida al aire libre con iniciativas como las caminatas y el trekking. Durante la época estival, las visitas y el turismo se potencian en este espacio, por lo que el valor que hoy le otorga el agregar dicha escultura, es aún más importante tanto para los vecinos, como para quienes llegan desde otras comunas, ciudades y países, a tal lugar.

Todo surgió durante la celebración de un Mes de María hace cinco años. Entonces habitantes de Lo Barnechea que se reunieron para esta causa acudieron a una parroquia, a través de la cual hicieron todas sus gestiones y concentraron sus fuerzas en hacer una colecta entre los feligreses e interesados en esta intervención.

Durante la jornada del miércoles 17, se cumplió el sueño de años de muchos de los vecinos, al llegar las piezas de la Virgen a la explanada más alta, hito que contó con la presencia y supervisión del alcalde de Lo Barnechea. Piezas que durante la semana deberían ser unidas para finalizar la inauguración.

Más allá de los significados artísticos o religiosos que esto tiene ─y que justamente la instalación de la Virgen calzó con la visita del Papa Francisco a nuestro país─, a Lo Barnechea le interesa el poder propiciar arte en los espacios públicos y la escultura está incluida dentro de esta categoría. No sólo como un reflejo de la importancia que se le da a la cultura, sino también como una manera de afirmar que se le da espacio para expresarse a la comunidad.

La nueva Virgen del Carmen del Cerro 18 mide 22 metros de altura y está hecha de concreto.

La instalación también forma parte de uno de los tantos modos de celebrar el cuarto de siglo del cerro, que los residentes de la comuna esperan con ansias. Esto, es parte también del renovar el imaginario que se ha generado en torno al espacio público mencionado, en palabras de Felipe Guevara: “vienen a dar una nueva cara a la zona, borrando totalmente los viejos estigmas y recuperando la dignidad del Cerro 18”. Por lo mismo, se han instalado también nuevas cámaras, luminarias, el ascensor y el Parque de la Chilenidad en dicho cerro.

De esta manera, el municipio y la comunidad trabajan para reforzar y renovar los espacios que a todos les pertenecen, y promover la calidad de vida de todos, en conjunto.

Pueden revisar imágenes de lo que fue esta instalación en el perfil de Instagram de Felipe Guevara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.